Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/article/001195.htm

Hipogonadismo

Se presenta cuando las glándulas sexuales del cuerpo producen pocas o ninguna hormona. En los hombres, estas glándulas (gónadas) son los testículos. En las mujeres, estas glándulas son los ovarios.

Causas

La causa del hipogonadismo puede ser primaria o central (secundaria). En el hipogonadismo primario, los ovarios o los testículos no funcionan apropiadamente por sí mismos. Las causas del hipogonadismo primario incluyen:

  • Ciertos trastornos autoinmunitarios
  • Trastornos genéticos y del desarrollo
  • Infección
  • Enfermedad hepática y renal
  • Radiación
  • Cirugía
  • Traumatismo

Los trastornos genéticos más comunes que causan hipogonadismo primario son el síndrome de Turner (en las mujeres) y el síndrome de Klinefelter (en los hombres).

Si usted ya padece otro trastorno autoinmunitario puede tener un mayor riesgo de sufrir daño autoinmune en las gónadas. Estos pueden incluir trastornos que afectan el hígado, las glándulas suprarrenales y tiroideas, así como la diabetes tipo 1.

En el hipogonadismo central, los centros en el cerebro que controlan las gónadas (la hipófisis y el hipotálamo) no funcionan apropiadamente. Las causas del hipogonadismo central incluyen:

  • Anorexia nerviosa
  • Sangrado en la zona de la hipófisis
  • Ciertos medicamentos incluso glucocorticoides y opiáceos
  • Dejar de consumir esteroides anabólicos
  • Problemas genéticos
  • Infecciones
  • Deficiencias nutricionales
  • Exceso de hierro (hemocromatosis)
  • Radiación
  • Pérdida de peso rápida y significativa (incluso pérdida de peso tras una cirugía bariátrica)
  • Cirugía
  • Traumatismo
  • Tumores

Una causa genética del hipogonadismo central es el síndrome de Kallaman. Muchas personas con esta afección también tienen un sentido del olfato disminuido.

Síntomas

Las niñas que tienen hipogonadismo no empezarán a menstruar. La enfermedad puede afectar el desarrollo de las mamas y la estatura. Si el hipogonadismo ocurre después de la pubertad, los síntomas en las mujeres incluyen:

  • Sofocos
  • Cambios de humor y energía
  • Suspensión de la menstruación

En los niños, el hipogonadismo afecta el desarrollo muscular, de la barba, de los genitales y de la voz. También provoca problemas de crecimiento. En los hombres, los síntomas son:

  • Agrandamiento de las mamas
  • Pérdida muscular
  • Disminución del interés en el sexo (baja libido)

Si se presenta un tumor cerebral o en la hipófisis (hipogonadismo central), pueden presentarse:

  • Dolores de cabeza o pérdida visual
  • Secreción lechosa de las mamas (de un prolactinoma)
  • Síntomas de otras deficiencias hormonales (como el hipotiroidismo)

Los tumores más comunes que afectan la hipófisis son craneofaringioma en los niños y adenomas de prolactinoma en adultos.

Pruebas y exámenes

Usted puede necesitar exámenes para verificar:

  • El nivel de estrógenos (mujeres)
  • Hormona folículoestimulante (nivel FSH) y hormona luteinizante (nivel HL)
  • El nivel de testosterona (hombres)
  • Otras mediciones de la función de la hipófisis

Otros exámenes pueden incluir:

Algunas veces, se necesitan estudios imagenológicos como una ecografía de los ovarios. En caso de sospecharse una enfermedad de la hipófisis, se puede hacer una resonancia magnética o una tomografía computarizada del cerebro.

Tratamiento

Usted puede necesitar tomar medicamentos a base de hormonas. Los estrógenos y la progesterona se usan para las mujeres y las niñas. Los medicamentos vienen en forma de una pastilla o un parche cutáneo. La testosterona se usa para los niños y los hombres. Esta se puede administrar como un parche cutáneo, un gel para la piel, una solución aplicada a la axila, un parche aplicado a la encía superior o por medio de una inyección.

Para las mujeres a quienes no se les ha extirpado el útero, una combinación de estrógenos y progesterona puede disminuir las posibilidades de desarrollar cáncer endometrial. A las mujeres con hipogonadismo que presentan disminución en el deseo sexual también se les puede recetar testosterona en dosis bajas u otra hormona masculina llamada dehidroepiandrosterona (DHEA).

En algunas mujeres, se pueden utilizar inyecciones o pastillas para estimular la ovulación. Las inyecciones de hormona hipofisaria se pueden usar para ayudar a los hombres a producir espermatozoides. Otras personas pueden necesitar cirugía y radioterapia si hay una causa hipofisiaria o hipotalámica del trastorno.

Expectativas (pronóstico)

Muchas formas de hipogonadismo se pueden tratar y tienen buen pronóstico.

Posibles complicaciones

En las mujeres, el hipogonadismo puede causar infertilidad. La menopausia es una forma de hipogonadismo que ocurre de manera natural. Esta puede causar sofocos, resequedad vaginal e irritabilidad a medida que disminuyen los niveles de estrógenos. El riesgo de osteoporosis y enfermedad del corazón se incrementa después de la menopausia.

Algunas mujeres con hipogonadismo toman terapia de estrógenos, con más frecuencia aquellas que tienen una menopausia temprana. Sin embargo, el uso prolongado de una terapia hormonal puede incrementar el riesgo de cáncer de mama, coágulos en la sangre y enfermedad del corazón. Las mujeres deben hablar con su proveedor de atención médica acerca de los riesgos y beneficios de la terapia de reemplazo hormonal.

En los hombres, el hipogonadismo ocasiona pérdida del deseo sexual y puede provocar:

  • Impotencia
  • Infertilidad
  • Osteoporosis
  • Debilidad

Los hombres normalmente tienen menos testosterona a medida que envejecen. Sin embargo, la disminución de los niveles hormonales no es tan drástica como en las mujeres.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con su proveedor si nota:

  • Secreción de las mamas
  • Agrandamiento de las mamas (en los hombres)
  • Sofocos (en las mujeres)
  • Impotencia
  • Pérdida del vello corporal
  • Ausencia de menstruación
  • Problemas para quedar embarazada
  • Problemas con el deseo sexual
  • Debilidad

Tanto hombres como mujeres deben ponerse en contacto con su proveedor si tienen dolores de cabeza o problemas visuales.

Prevención

Mantener un buen estado físico con un peso corporal normal y hábitos alimentarios sanos puede ayudar en algunos casos. Es posible que otras causas no se puedan prevenir.

Nombres alternativos

Deficiencia gonadal; Insuficiencia testicular; Insuficiencia ovárica

Referencias

Ali O, Donohoue PA. Hypofunction of the testes In: Kliegman RM, Stanton BF, St. Geme JW, Schor NF, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 20th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 583.

Bhasin S, Cunningham GR, Hayes FJ, et al. Testosterone therapy in adult men with androgen deficiency syndromes: an Endocrine Society clinical practice guideline. J Clin Endocrinol Metab. 2010;95(6):2536-2559. PMID: 20525905 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/20525905.

Kansra AR, Donohoue PA. Hypofunction of the ovaries. In: Kliegman RM, Stanton BF, St. Geme JW, Schor NF, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 20th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 586.

Swerdloff RS, Wang C. The testis and male hypogonadism, infertility, and sexual dysfunction. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 234.

Ultima revisión 8/7/2016

Versión en inglés revisada por: Brent Wisse, MD, Associate Professor of Medicine, Division of Metabolism, Endocrinology & Nutrition, University of Washington School of Medicine, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.