Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/article/001122.htm

Aneurisma

Un aneurisma es un ensanchamiento o abombamiento anormal de una parte de una arteria debido a debilidad en la pared del vaso sanguíneo.

Causas

No está claro exactamente qué causa los aneurismas. Algunos están presentes al nacer (congénitos). Los defectos en algunas de las partes de la pared arterial pueden ser responsables.

Los lugares comunes para los aneurismas incluyen:

  • La arteria mayor que sale del corazón, como aorta abdominal o torácica
  • El cerebro (aneurisma cerebral)
  • Detrás de la rodilla en la pierna (aneurisma de la arteria poplítea)
  • El intestino (aneurisma de la arteria mesentérica)
  • Una arteria en el bazo (aneurisma de la arteria esplénica)

La presión arterial alta, el colesterol alto y el tabaquismo pueden aumentar el riesgo de ciertos tipos de aneurismas. Se cree que la presión arterial alta juega un papel en los aneurismas aórticos abdominales. La enfermedad ateroesclerótica (acumulación de colesterol en las arterias) también puede llevar a la formación de algunos aneurismas. Algunos genes o condiciones, como la displasia fibromuscular pueden resultar en aneurismas.

El embarazo está frecuentemente asociado con la formación y ruptura de aneurismas en la arteria esplénica.

Síntomas

Los síntomas dependen del lugar en el que se encuentra el aneurisma. Si el aneurisma se presenta cerca de la superficie del cuerpo, frecuentemente se observa dolor e hinchazón con una protuberancia pulsátil.

Los aneurismas dentro del cuerpo y el cerebro a menudo no presentan síntomas. Los aneurismas del cerebro pueden expandirse sin reventar (ruptura). El aneurisma expandido puede presionar nervios y provocar visión doble, vértigos o dolores de cabeza. Algunos aneurismas pueden ocasionar zumbido en los oídos.

Si un aneurisma se rompe, se puede presentar dolor, presión arterial baja, frecuencia cardíaca rápida y mareo. Cuando se rompe un aneurisma cerebral, hay un súbito dolor de cabeza grave que algunas personas describen como "el peor dolor de cabeza de mi vida". El riesgo de coma o muerte después de una ruptura es alto.

Pruebas y exámenes

El proveedor de atención médica llevará a cabo un examen físico.

Los exámenes para diagnosticar un aneurisma incluyen:

Tratamiento

El tratamiento depende del tamaño y la localización del aneurisma. Su proveedor puede solo recomendarle chequeos regulares para ver si el aneurisma está creciendo.

Se puede realizar una cirugía. El tipo de cirugía a hacerse y el momento en que será necesaria dependen de los síntomas y del tamaño y tipo del aneurisma.

La cirugía puede implicar una incisión quirúrgica grande (abierta). Algunas veces, se realiza un procedimiento llamado embolización endovascular. Se insertan espirales o stent de metal a un aneurisma cerebral para hacer que el aneurisma coagule. Esto reduce el riesgo de ruptura mientras la arteria se mantiene abierta. Otros aneurismas del cerebro pueden requerir que se les coloque un clip para cerrarlos y evitar una ruptura.

Los aneurismas de la aorta pueden reforzarse a través de una cirugía para fortalecer la pared del vaso sanguíneo.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con su proveedor si le aparece una protuberancia en el cuerpo, sea o no pulsátil (como dando golpes) y dolorosa.

Con un aneurisma aórtico, vaya a la sala de emergencias o llame al 911 si tiene dolor en su estómago o espalda que es muy fuerte y no desaparece.

Con un aneurisma cerebral, vaya a la sala de emergencias o llame al número local de emergencias (como el 911) si tiene un súbito y fuerte dolor de cabeza, especialmente si también tiene náuseas, vómitos, convulsiones o cualquier otro síntoma del sistema nervioso.

Si se le diagnostica un aneurisma que no ha sangrado, necesitará someterse a una prueba regular para detectar si aumenta de tamaño.

Prevención

Controlar la presión arterial alta puede ayudar a prevenir algunos aneurismas. Lleve una dieta saludable, haga ejercicio de manera regular y mantenga su colesterol en un nivel saludable para ayudar también a prevenir aneurismas o sus complicaciones.

NO fume. Si lo hace, dejar de fumar reducirá su riesgo para un aneurisma.

Nombres alternativos

Aneurisma - arteria esplénica; Aneurisma - arteria poplítea; Aneurisma - arteria mesentérica

Referencias

Britz GW, Zhang YJ, Desai VR, Scranton RA, Pai NS, West GA. Surgical approaches to intracranial aneurysms. In: Winn HR, ed. Youmans and Winn Neurological Surgery. 7th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 383.

Cheng CC, Cheema F, Fankhauser G, Silva MB. Peripheral arterial disease. In: Townsend CM Jr, Beauchamp RD, Evers BM, Mattox KL, eds. Sabiston Textbook of Surgery. 20th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 62.

Deaton DH. Arterial aneurysms: general considerations. In: Cronenwett JL, Johnston KW, eds. Rutherford's Vascular Surgery. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2014:chap 129.

Ultima revisión 4/4/2018

Versión en inglés revisada por: Luc Jasmin, MD, PhD, FRCS (C), FACS, Department of Surgery, Holston Valley Medical Center, TN; Department of Maxillofacial Surgery at UCSF, San Francisco, CA. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.