Usted esta aquí: https://medlineplus.gov/spanish/tonsillitis.html

Amigdalitis

Otros nombres: Inflamación de las amígdalas
En esta página

Para ver, jugar y aprender

Investigaciones

  • Información no disponible

Recursos

  • Información no disponible

Introducción

¿Qué son las amígdalas?

Las amígdalas son masas de tejido en la parte posterior de la garganta. Hay dos de ellas, una a cada lado. Junto con las adenoides, las amígdalas son parte del sistema linfático. El sistema linfático elimina las infecciones y mantiene equilibrados los fluidos corporales. Las adenoides y las amígdalas atrapan gérmenes que entran por la boca y la nariz.

¿Qué es la amigdalitis?

La amigdalitis es una inflamación de las amígdalas. A veces, junto con la amigdalitis, las adenoides también se hinchan.

¿Qué causa la amigdalitis?

La causa de la amigdalitis suele ser una infección viral. Las infecciones bacterianas como la faringitis estreptocócica también pueden causar amigdalitis.

¿Quién contrae amigdalitis?

La amigdalitis es más común en niños mayores de dos años. Casi todos los niños de los Estados Unidos la padecen al menos una vez. La amigdalitis causada por bacterias es más común en niños de cinco a 15 años. La amigdalitis causada por un virus es más común en los niños más pequeños. Los adultos pueden contraer amigdalitis, pero no es muy común.

¿Es contagiosa la amigdalitis?

Aunque la amigdalitis no es contagiosa, los virus y las bacterias que la causan sí lo son. El lavado de manos frecuente puede ayudar a prevenir el propagar o contraer estas infecciones.

¿Cuáles son los síntomas de la amigdalitis?

Los síntomas de amigdalitis incluyen:

  • Dolor de garganta, que puede ser grave
  • Amígdalas rojas e hinchadas
  • Dificultad para tragar
  • Una capa blanca o amarilla sobre las amígdalas
  • Glándulas inflamadas en el cuello
  • Fiebre
  • Mal aliento
¿Cuándo debo buscar ayuda médica para mi hijo?

Debe llamar a su proveedor de atención médica si su hijo:

  • Tiene dolor de garganta por más de dos días
  • Tiene dificultad o dolor para tragar
  • Se siente muy enfermo o muy débil

Debe buscar atención de emergencia si su hijo:

  • Tiene dificultad para respirar
  • Comienza a babear
  • Tiene muchos problemas para tragar
¿Cómo se diagnostica la amigdalitis?

Para diagnosticar la amigdalitis, el proveedor de atención médica de su hijo le preguntará sobre sus síntomas y su historia clínica. El proveedor examinará la garganta y el cuello de su hijo, buscando síntomas como enrojecimiento o manchas blancas en las amígdalas e hinchazón de los ganglios linfáticos.

Es probable que su hijo también tenga una o más pruebas para detectar amigdalitis estreptocócica, ya que puede requerir tratamiento. Puede ser una prueba rápida de estreptococo, un cultivo de garganta, o ambos. Para estas pruebas el proveedor utiliza un hisopo de algodón para recoger una muestra de fluido de las amígdalas y la parte posterior de la garganta de su hijo. La prueba rápida de estreptococo se hace en la consulta y obtendrá los resultados en pocos minutos. El cultivo de garganta se hace en un laboratorio y normalmente toma unos días obtener los resultados. El cultivo de garganta es una prueba más confiable. A veces, si la prueba rápida de estreptococo es negativa (lo que significa que no muestra ninguna bacteria estreptocócica), el proveedor también hará un cultivo de garganta sólo para asegurarse de que su hijo no tiene estreptococo.

¿Cuáles son los tratamientos para la amigdalitis?

El tratamiento de la amigdalitis depende de la causa. Si la causa es un virus, no hay medicina para tratarlo. Si la causa es una infección bacteriana, como la faringitis estreptocócica, su hijo necesitará tomar antibióticos. Es importante que su hijo termine el tratamiento con antibióticos incluso si se siente mejor. Si el tratamiento se detiene demasiado pronto, algunas bacterias pueden sobrevivir y volver a infectar a su hijo.

Independientemente de lo que esté causando la amigdalitis, hay algunas cosas que puede hacer para ayudar a su hijo a sentirse mejor. Asegúrese de que su hijo:

  • Obtiene mucho descanso
  • Bebe mucho líquido
  • Prueba alimentos blandos si le duele tragar
  • Trata de consumir líquidos calientes o alimentos fríos como paletas de helado para calmar la garganta
  • Está libre del humo del cigarrillo o cualquier otra cosa que pueda irritar la garganta
  • Duerme en una habitación con un humidificador
  • Hace gárgaras con agua salada
  • Chupa una pastilla para la garganta (excepto a niños menores de cuatro años, ya que pueden ahogarse con ellas)
  • Toma un analgésico sin receta como acetaminofén. Los niños y adolescentes no deben tomar aspirina

En algunos casos, su hijo puede necesitar una amigdalectomía.

¿Qué es una amigdalectomía y por qué mi hijo necesita una?

Una amigdalectomía es la cirugía para extirpar las amígdalas. Es posible que su hijo la necesite si:

  • Tiene amigdalitis a menudo
  • Tiene amigdalitis bacteriana que no mejora con los antibióticos
  • Sus amígdalas son demasiado grandes y causan dificultad para respirar o tragar

Después de la cirugía, su hijo generalmente puede volver a la casa. Los niños muy pequeños y las personas que tienen complicaciones pueden necesitar permanecer en el hospital durante la noche. Puede tardar una semana o dos antes de que su hijo se recupere completamente de la cirugía.

Comience aquí

Tratamientos y terapias

Viviendo con...

Asuntos relacionados

Asuntos específicos

Imágenes

Niños/as

Adolescentes

Mujeres