Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000294.htm

Dieta y alimentación después de una esofagectomía

Usted tuvo una cirugía para extraer parte o todo su esófago. Este es el tubo que pasa la comida de la garganta al estómago. La parte restante de su esófago fue reconectada a su estómago.

Usted probablemente tendrá un sonda de alimentación durante 1 a 2 meses después de la cirugía. Esto le ayudará a conseguir suficientes calorías para que empiece a subir de peso. También seguirá una dieta especial apenas llegue a su casa.

Cuidados personales

Si usted tiene una sonda de alimentación que va directamente a su intestino:

  • Probablemente la usará sólo en la noche, o por períodos durante el día. Usted puede seguir con sus actividades durante el día.
  • Una enfermera o un dietista le enseñarán cómo preparar el líquido para la sonda de alimentación y la cantidad a utilizar.
  • Siga las instrucciones sobre cómo cuidar la sonda. Esto incluye enjuagar el tubo con agua antes u después de la alimentación y reemplazar el apósito alrededor del tubo. También le enseñarán cómo limpiar la piel alrededor del tubo.

A usted le puede dar diarrea cuando esté usando una sonda de alimentación o incluso cuando empiece a ingerir alimentos comunes de nuevo.

  • Si cualquier tipo de alimento específico le está causando la diarrea, trate de evitarlo.
  • Si tiene demasiadas deposiciones sueltas, ensaye con polvo de psyllium (Metamucil) mezclado con agua o jugo de naranja. Usted puede beberlo o ponerlo a través de la sonda de alimentación. Esto le agregará volumen a sus heces y las hará más sólidas.
  • Pregúntele al médico acerca de medicamentos que le pueden ayudar con la diarrea. Nunca empiece a tomar estos medicamentos sin hablar primero con el médico.

Qué debe comer:

  • Usted tomará líquidos al principio. Después puede comer alimentos suaves durante las primeras 4 a 8 semanas después de la cirugía. Una dieta suave contiene sólo alimentos que sean blandos y no necesiten mucha masticación.
  • Cuando vuelva a una dieta normal, evite el bistec y otras carnes densas, ya que pueden ser difíciles de deglutir.

Beba líquidos 30 minutos después de consumir alimento sólido. Tómese de 30 a 60 minutos para terminar una bebida.

Siéntese en una silla cuando coma o beba. NO coma ni beba nada cuando esté acostado. Párese o siéntese erguido durante una hora después de comer o beber cualquier cosa, ya que la gravedad ayuda a movilizar la comida y los líquidos hacia abajo.

Consuma comidas y bebidas en cantidades pequeñas:

  • En las primeras 2 a 4 semanas, no coma ni beba más de 1 taza a la vez. Está bien comer más de 3 e incluso hasta 6 veces al día.
  • Su estómago quedará más pequeño de lo que era antes de la cirugía. Consumir comidas más pequeñas a lo largo del día en lugar de 3 comidas más grandes será más fácil.

Nombres alternativos

Esofagectomía - alimentación; Alimentación posterior a la esofagectomía

Referencias

Maish M. Esophagus. In: Townsend CM, Beauchamp RD, Evers BM, Mattox KL, eds. Sabiston Textbook of Surgery. 19th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2012:chap 43.

Actualizado 3/8/2015

Versión en inglés revisada por: Dale Mueller, MD, Cardiovascular and Thoracic Surgeon, HeartCare Midwest; Chairman Department of Cardiovascular Medicine and Surgery, OSF St. Francis Medical Center; and Clinical Associate Professor of Surgery, University of Illinois, Peoria, IL. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.