Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/article/003940.htm

Fiebre reumática

La fiebre reumática es una enfermedad inflamatoria que se puede presentar después de una infección con las bacterias estreptococos del grupo A (como la faringitis estreptocócica o la escarlatina). Puede causar una enfermedad grave en el corazón, las articulaciones, la piel y el cerebro.

Causas

La fiebre reumática todavía es común en países con altos niveles de pobreza y pobres sistemas de salud. No se presenta con frecuencia en los Estados Unidos y otros países desarrollados. Cuando la fiebre reumática se presenta en los Estados Unidos, generalmente es en forma de pequeños brotes. El último brote en los Estados Unidos se registró en la década de los 80.

La fiebre reumática se presenta después de infecciones con un gérmen o bacteria llamado Estreptococo pyogenes o estreptococo del grupo A. Este gérmen parece engañar al sistema inmunitario para que ataque los tejidos sanos del cuerpo. Estos tejidos se hinchan o inflaman.

Esta reacción anormal parece ocurrir siempre con faringitis estreptocócica o escarlatina. Las infecciones por estreptococo que involucran a otras partes del cuerpo no parecen desencadenar fiebre reumática.

Síntomas

La fiebre reumática afecta principalmente a niños de entre 5 y 15 años que han tenido faringitis estreptocócica o escarlatina. Si se presenta, se desarrolla de 14 a 28 días después de estas enfermedades.

Los síntomas pueden afectar a varios sistemas del organismo. En general, los síntomas incluyen:

  • Fiebre
  • Hemorragias nasales
  • Dolor en el abdomen
  • Problemas en el corazón, que pueden no tener síntomas, o que pueden derivar en falta de aliento y dolor en el pecho

Los síntomas en las articulaciones pueden:

  • Causar dolor, hinchazón, enrojecimiento y calor
  • Principalmente se producen en las rodillas, codos, tobillos, y muñecas 
  • Cambian o pasan de una articulación a otra

Pueden ocurrir cambios en la piel, tales como: 

  • Erupciones en la piel en forma de anillo o piel de serpiente en el tronco y la parte superior de brazos y piernas
  • Protuberancias o nódulos en la piel

Un trastorno que afecta al cerebro y sistema nervioso, llamado Corea de Sydenham, también puede ocurrir. Los síntomas de este trastorno son: 

  • Pérdida del control de las emociones, con episodios de llanto o risa inusuales
  • Movimientos bruscos y rápidos que afectan principalmente la cara, los pies y las manos

Pruebas y exámenes

Su proveedor de atención médica lo examinará y realizará una evaluación cuidadosa de los sonidos cardíacos, la piel y las articulaciones.

Los exámenes pueden incluir:

Para ayudar a estandarizar el diagnóstico de la fiebre reumática, se han desarrollado algunos factores llamados criterios mayores y menores.

Algunos de los criterios mayores para el diagnóstico son:

  • Artritis en algunas articulaciones grandes
  • Inflamación del corazón
  • Nódulos debajo de la piel
  • Movimientos rápidos y espasmódicos (corea, corea de Sydenham)
  • Erupción cutánea

Entre los criterios menores están:

  • Fiebre
  • Tasa elevada de sedimentación de eritrocitos
  • Artralgia
  • ECG anormal

A usted probablemente le diagnostiquen fiebre reumática si:

  • Cumple con 2 criterios mayores, o 1 mayor y 2 menores
  • Tiene signos de una infección previa por estreptococo

Tratamiento

Si a usted o a su niño le diagnostican fiebre reumática aguda, recibirán tratamiento con antibióticos. El obejtivo de este tratamiento es eliminar toda las bacterias estreptococo del cuerpo.

Después que se complete el primer tratamiento, se prescriben más antibióticos. El objetivo de estos medicamentos es prevenir que la fiebre reumática vuelva a ocurrir.  

  • Todos los niños continuarán con los antibióticos hasta los 21 años 
  • Los adolescentes y adultos jóvenes necesitarán tomar antibióticos por al menos 5 años 

Si usted o su niño tuvieron problemas cardíacos cuando se presentó la fiebre reumática, los antibióticos pueden necesitarse por más tiempo, quizás de por vida. 

Para ayudar a controlar la hinchazón de los tejidos inflamados durante la fiebre reumática aguda se pueden necesitar medicamentos como el ácido acetilsalicílico (aspirin) o corticoesteroides.

Para problemas con movimientos anormales o conductas anormales, generalmente se pueden prescribir medicamentos que se utilizan para tratar las convulsiones.

Expectativas (pronóstico)

La fiebre reumática puede causar problemas cardíacos graves y daño al corazón.

Posibles complicaciones

Pueden presentarse problemas cardíacos de largo plazo, tales como:

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con su proveedor si usted o su niño presentan síntomas de fiebre reumática. Debido a que algunas otras afecciones tienen síntomas similares, usted o su niño necesitarán una evaluación médica cuidadosa.

Si tiene síntomas de faringitis estreptocócica, dígale a su proveedor. Si usted o su niño padecen esta enfermedad, necesitarán evaluación y tratamiento. Esto reducirá el riesgo de desarrollar fiebre reumática.

Prevención

La forma más importante de prevenir la fiebre reumática es recibiendo un tratamiento rápido para la faringitis estreptocócica y la escarlatina.

Nombres alternativos

Estreptococo - fiebre reumática; Faringitis estreptocócica - fiebre reumática; Estreptococo pyogenes - fiebre reumática; Estreptococo del grupo A - fiebre reumática

Referencias

Low ED. Nonpneumoccal streptococcal infections, rheumatic fever. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman's Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016: chap 372.

Shulman ST, Bisno AL. Nonsuppurative poststreptococcal sequelae: rheumatic fever and glomerulonephritis. In: Bennett JE, Dolin R, Blaser MJ, eds. Mandell, Douglas, and Bennett's Principles and Practice of Infectious Diseases. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2015:chap 200.

Actualizado 1/10/2016

Versión en inglés revisada por: Linda J. Vorvick, MD, Medical Director and Director of Didactic Curriculum, MEDEX Northwest Division of Physician Assistant Studies, Department of Family Medicine, UW Medicine, School of Medicine, University of Washington, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

Temas de salud relacionados