Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/article/003267.htm

Polihidramnios

Es una afección que se presenta cuando se acumula demasiado líquido amniótico durante el embarazo. También se conoce como trastorno del líquido amniótico, o hidramanios.

Consideraciones

El líquido amniótico es el que rodea al bebé en el vientre (útero). Proviene de los riñones del bebé, y va al útero a través de la orina del bebé. El líquido se absorbe cuando el bebé lo traga y a través de los movimientos respiratorios.

Mientras está en el útero, el bebé flota en el líquido amniótico. Este líquido rodea y protege al bebé durante el embarazo. La cantidad de líquido amniótico es mayor alrededor de la semana 34 a la 36 del embarazo. La cantidad disminuye lentamente hasta que el bebé nace.

El líquido amniótico:

  • Permite que el feto se mueva en el útero, promoviendo el crecimiento de los músculos y huesos.
  • Ayuda al desarrollo de los pulmones del bebé.
  • Protege al bebé de la pérdida de calor al mantener la temperatura constante.
  • Protege y amortigua al bebé de golpes súbitos provenientes del exterior del útero.

Causas

El polihidramnios se puede presentar si el feto no traga y absorbe el líquido amniótico en cantidades normales. Esto puede suceder si el bebé tiene ciertos problemas de salud, incluso:

También puede suceder si la madre tiene una diabetes mal controlada.

El polihidramnios también puede deberse al aumento en la producción de líquido. Esto se puede deber a:

  • Ciertos trastornos pulmonares en el bebé
  • Embarazo múltiple (por ejemplo, mellizos o trillizos)
  • Hidropesía fetal en el bebé

Algunas veces, no se encuentra ninguna causa específica para el polihidramnios.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si está embarazada y nota que su abdomen está creciendo muy rápidamente.

Lo que se puede esperar en el consultorio médico

Su proveedor de atención médica mide el tamaño de su vientre en cada visita, lo cual les indica el tamaño de su matriz (útero). Si su útero está creciendo más rápido de lo esperado o es más grande de lo normal para la edad gestacional de su bebé, su proveedor puede:

  • Pedirle que regrese más pronto de lo normal para revisarla de nuevo.
  • Llevar a cabo una ecografía.

Si su proveedor encuentra una anomalía congénita, usted puede necesitar una amniocentesis para comprobar el defecto genético.

El polihidramnios leve que se presenta en la última parte del embarazo con frecuencia no causa problemas serios.

El polihidramnios más grave se puede tratar con medicamentos o extrayendo el líquido extra.

Las mujeres con polihidramnios son más propensas a entrar en trabajo de parto de manera prematura. El parto del bebé será en un hospital. De esta manera, los médicos pueden evaluar la salud de la madre y del bebé y proporcionar tratamiento de inmediato en caso de ser necesario.

Imágenes

Referencias

Carlo WA. High-risk pregnancies. In: Kliegman RM, Behrman RE, Jenson HB, Stanton BF, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 19th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 89.

Cunningham FG, Leveno KJ, Bloom SL, et al. Amniotic fluid. In: Cunningham FG, Leveno KJ, Bloom SL, Spong CY, Dashe JS, Hoffman BL, Casey BM, Sheffield JS, eds. Williams Obstetrics. 24th ed. New York, NY: McGraw-Hill; 2014:chap 11.

Gilbert WM. Amniotic fluid disorders. In: Gabbe SG, Niebyl JR, Simpson JL, et al, eds. Obstetrics: Normal and Problem Pregnancies. 6th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2012:chap 33.

Ultima revisión 4/15/2015

Versión en inglés revisada por: Irina Burd, MD, PhD, Assistant Professor of Gynecology and Obstetrics at Johns Hopkins University School of Medicine, Baltimore, MD. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.