Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000915.htm

Cómo hacer frente al cáncer - véase y siéntase lo mejor posible

El tratamiento para el cáncer puede afectar su apariencia. Puede cambiar su cabello, su piel, sus uñas y su peso. Estos cambios frecuentemente no duran mucho luego del final del tratamiento. Sin embargo, durante el tratamiento, pueden hacerlo sentir mal con respecto a la imagen que tiene de sí mismo.

Sin importar si usted es hombre o mujer, tomarse un momento para verse y sentirse de la mejor manera posible puede ayudar a mejorar su estado de ánimo. Estos son algunos consejos sobre su cuidado personal y estilo de vida que pueden ayudarle a sentirse lo mejor posible durante su tratamiento para el cáncer.

Mantenga una rutina

Apéguese a los hábitos de cuidados personales diarios que tiene regularmente. Cepille y arregle su cabello, aféitese, lávese la cara, póngase maquillaje y cámbiese la ropa con la que durmió, incluso si eso significa solo ponerse ropa de dormir limpia. Hacerlo le ayudará a sentirse más en control y preparado para su día.

Cuidado de su cabello

La pérdida del cabello es el efecto secundario más visible del tratamiento para el cáncer. No todos pierden el cabello durante la quimioterapia o la radioterapia. Su cabello puede volverse más delgado y delicado. De cualquier manera, estas son algunas medidas que puede tomar.

  • Trate su cabello con delicadeza. Evite jalarlo o romperlo.
  • Considere un corte de cabello que no requiera mucho trabajo.
  • No se lave el cabello más de dos veces por semana y hágalo con un champú suave.
  • Si planea utilizar una peluca, considere reunirse con un especialista en pelucas mientras aún tiene cabello.
  • Dese el gusto y cómprese sombreros y pañuelos que lo hagan sentir bien.
  • Use un gorro suave para proteger su cuero cabelludo de sombreros o pañuelos que puedan provocar picazón.

Cuidado de su piel

Su piel puede volverse sensible y delicada durante el tratamiento. Si su piel comienza a picar mucho o presenta una erupción, llame a su proveedor de atención médica. De lo contrario, estas son algunas medidas que puede tomar para cuidar su piel.

  • Tome duchas breves y templadas para evitar que su piel se reseque.
  • No se duche más de una vez al día.
  • Si le gusta tomar baños de tina, no tome más de dos por semana. Pregunte a su proveedor si un baño especial de avena puede aliviar la piel seca.
  • Use loción y jabón suave. Evite jabones o lociones con perfume o alcohol. Aplique la loción justo después de bañarse para retener la humedad.
  • Seque su piel dando toques suaves. Evite frotar la piel con una toalla.
  • Aféitese con una rasuradora eléctrica para que sea menos probable que se haga pequeñas cortadas y rasguños.
  • Deje de afeitarse por un tiempo si hacerlo le lastima la piel.
  • Intente permanecer en la sombra cuando el sol sea demasiado fuerte.
  • Utilice protector solar con un FPS de 30 o superior y ropa que proteja su piel del sol.
  • Tanto los hombres como las mujeres pueden aplicar una pequeña cantidad de corrector (maquillaje) para ocultar las manchas en la piel.

Cuidado de su boca

Las pequeñas cortadas en la boca pueden volverse dolorosas durante la quimioterapia o la radiación. Si las llagas orales se infectan, pueden doler y hacer que sea difícil comer y beber. Sin embargo, hay maneras de mantener su boca saludable.

  • Revise el interior de su boca todos los días. Si nota cortadas o llagas, notifique a su proveedor.
  • Cepíllese suavemente los dientes, las encías y la lengua luego de cada comida y antes de dormir.
  • Utilice un cepillo de dientes suave y limpio. También puede comprar hisopos orales de espuma suave y usarlos en lugar de su cepillo de dientes.
  • Use hilo dental todos los días.
  • NO se vaya a dormir con las dentaduras postizas puestas. También puede ser recomendable quitárselas entre comidas.
  • Evite que la boca se le seque tomando agua o succionando pedacitos de hielo.
  • Evite la comida seca o crujiente o los alimentos que puedan quemar su boca.
  • NO fume.
  • NO beba alcohol.
  • Enjuáguese la boca con 1 cucharadita (5 gramos) de bicarbonato de sodio en 2 tazas (475 mililitros) de agua. Hágalo después de las comidas y antes de irse a dormir.
  • Si el dolor de su boca le provoca dificultades para comer, notifique a su proveedor.

Cuidado de sus uñas

Sus uñas pueden ensuciarse y volverse quebradizas durante el tratamiento. Es posible que se separen del lecho ungueal, que se oscurezcan o que presenten crestas. Estos cambios no son permanentes, pero pueden tardar algo de tiempo en desaparecer. Pruebe siguiendo estos consejos para mantener las uñas con una mejor apariencia.

  • Mantenga las uñas de las manos cortas y limpias.
  • Mantenga sus limas y cortaúñas limpios para evitar infecciones.
  • Use guantes cuando lave los platos o haga trabajo de jardinería.

También debe ser cuidadoso con lo que pone sobre las uñas.

  • Mantenga las cutículas saludables con un humectante, una crema para cutículas o aceite de oliva.
  • NO se corte las cutículas mientras se encuentre en tratamiento.
  • Puede usar esmalte, pero debe evitar los esmaltes que contengan formaldehído.
  • Retire el esmalte con un quitaesmalte aceitoso.
  • NO utilice uñas artificiales. El pegamento es demasiado agresivo.
  • Si se realiza una manicura o una pedicura, lleve sus propios instrumentos esterilizados.

Su ropa

Su peso puede cambiar durante su tratamiento para el cáncer. Algunas personas bajan de peso mientras que otras aumentan. Es posible que tenga una cicatriz a raíz de una cirugía que no desea mostrar. La ropa ideal es la cómoda, amplia y que lo haga sentir bien. Incluso un pijama nuevo o divertido puede alegrarle el día.

  • Opte por telas suaves cuyo contacto con la piel se sienta bien.
  • Pruebe pantalones con distintos tipos de talles. NO utilice pantalones apretados que opriman su vientre. Esto puede causar molestias estomacales.
  • Su tono de piel puede cambiar, por lo que sus colores favoritos pueden ya no sentarle tan bien. Los tonos de pedrería como el verde esmeralda, el azul turquesa o el rojo rubí le sientan bien casi a cualquier persona. Un pañuelo o un sombrero brillante le pueden añadir color a su atuendo.
  • Si ha bajado de peso, busque prendas de tejido grande o use capas adicionales para añadir más volumen.
  • Si ha subido de peso, las camisas y chaquetas con estructura pueden ajustarse a su figura sin presionar o apretar.

Luzca bien, siéntase mejor (Look Good Feel Better, LGFB): lookgoodfeelbetter.org es un sitio web que ofrece consejos adicionales, tanto para hombres como para mujeres, para ayudarle a sentirse bien con respecto a su apariencia durante el tratamiento para el cáncer.

Referencias

American Cancer Society. Look and feel your best during cancer treatment. Cancer.org Web site. Updated February 5, 2013. www.cancer.org/cancer/news/features/look-and-feel-your-best-during-cancer-treatment. Accessed January 20, 2017.

National Cancer Institute. Side effects. Cancer.gov Web site. Updated April 29, 2015. www.cancer.gov/about-cancer/treatment/side-effects. Accessed January 20, 2017.

Pappas-Taffer L, Lee K, Higgins HW, Robinson-Bostom L, McDonald CJ. Dermatologic toxicities of anticancer therapy. In: Niederhuber JE, Armitage JO, Doroshow JH, Kastan MB, Tepper JE, eds. Abeloff's Clinical Oncology. 5th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2014:chap 44.

Ultima revisión 12/10/2016

Versión en inglés revisada por: Linda J. Vorvick, MD, Clinical Associate Professor, Department of Family Medicine, UW Medicine, School of Medicine, University of Washington, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

Temas de salud relacionados