Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000826.htm

Tratamiento del cáncer: cómo lidiar con los bochornos y la sudoración nocturna

Ciertos tipos de tratamientos contra el cáncer pueden provocar bochornos y sudoración nocturna. Los bochornos suceden cuando su cuerpo de pronto se siente caliente. En algunos casos, los bochornos lo pueden hacer sudar. La sudoración nocturna sucede cuando hay bochornos con sudoración por la noche.

Los bochornos y la sudoración nocturna son más comunes en mujeres, pero también pueden ocurrir en hombres. Algunas personas siguen teniendo estos efectos secundarios después del tratamiento contra el cáncer.

Los bochornos y la sudoración nocturna pueden ser desagradables, pero hay tratamientos que pueden ayudar.

Causas

Las personas que reciben tratamiento para cáncer de mama o cáncer de próstata son propensas a tener bochornos y sudoración nocturna durante o después del tratamiento.

En mujeres, algunos tratamientos para el cáncer pueden provocar que entren en menopausia precoz. Los bochornos y la sudoración nocturna son síntomas comunes de la menopausia. Estos tratamientos incluyen algunos tipos de:

  • Radiación
  • Quimioterapia
  • Tratamiento hormonal
  • Cirugía para extirpar los ovarios

En hombres, la cirugía para extirpar uno o ambos testículos o el tratamiento con ciertas hormonas puede causar estos síntomas.

Los bochornos y la sudoración nocturna también pueden ser provocados por algunos medicamentos:

  • Inhibidores de aromatasa. Se utilizan como terapia hormonal para algunas mujeres con ciertos tipos de cáncer de mama.
  • Opioides. Potentes analgésicos que se suministran a personas con cáncer.
  • Tamoxifeno. Un medicamento que se usa para tratar el cáncer de mama tanto en mujeres como en hombres. También se usa para prevenir el cáncer en algunas mujeres.
  • Antidepresivos tricíclicos. Un tipo de medicamento antidepresivo.
  • Esteroides. Se utilizan para reducir la hinchazón. También se pueden utilizar para tratar algunos tipos de cáncer.

Medicamentos que pueden ayudar

Existen algunos tipos de medicamentos que pueden ayudar a reducir los bochornos y la sudoración nocturna. Sin embargo, también pueden causar efectos secundarios o tener ciertos riesgos. Hable con su proveedor de atención médica sobre sus opciones. Si un medicamento no funciona para usted, su proveedor puede probar otro.

  • Terapia de reemplazo hormonal (TRH). La TRH funciona bien para reducir los síntomas. Sin embargo, las mujeres deben ser cuidadosas al usar ella. Además, las mujeres que han tenido cáncer de mama no deben tomar estrógeno. Los hombres pueden usar estrógeno o progesterona para tratar estos síntomas luego de un tratamiento para el cáncer de próstata.
  • Antidepresivos.
  • Clonidina (un tipo de medicamento para la presión arterial).
  • Anticonvulsivos.

Otras opciones de tratamiento

Algunos otros tipos de tratamiento pueden ayudar con los bochornos y la sudoración nocturna.

  • Técnicas de relajación o reducción del estrés. Aprender cómo disminuir el estrés y la ansiedad puede ayudar a aliviar los bochornos en algunas personas.
  • Hipnosis. Durante la hipnosis, un terapeuta puede ayudarle a relajarse y concentrarse en sentirse fresco. La hipnosis también puede ayudar a reducir su frecuencia cardíaca, disminuir el estrés y equilibrar su temperatura corporal, lo que puede ayudar a reducir los bochornos.
  • Acupuntura. Si bien algunos estudios han encontrado que la acupuntura puede ayudar con los bochornos, otros no han encontrado ningún beneficio. Si está interesado en la acupuntura, pregunte a su proveedor si esta podría ser una opción para usted.

Tratamiento en casa para la sudoración nocturna

También puede probar algunas cosas sencillas en casa para ayudar a aliviar la sudoración nocturna.

  • Abra ventanas y mantenga ventiladores encendidos para hacer que el aire circule a través de su casa.
  • Use ropa holgada de algodón.
  • Intente respirar profundo lentamente para ayudar a reducir los síntomas.

Referencias

American Cancer Society. Premature menopause. Updated August 19, 2013. www.cancer.org/treatment/treatmentsandsideeffects/physicalsideeffects/sexualsideeffectsinwomen/sexualityforthewoman/sexuality-for-women-with-cancer-early-menopause. Accessed October 27, 2016.

Kadakia KC, Loprinzi CL. Hot flashes. In: Berger AM, Shuster JL, Von Roenn JH, eds. Principles and Practice of Palliative Care and Supportive Oncology. 4th ed. Philadelphia, PA: Lippincott Williams & Wilkins; 2013:chap 9.

National Cancer Institute. Hot flashes and night sweats (PDQ) - Health Professional Version. Updated July 16, 2016. Cancer.gov. www.cancer.gov/about-cancer/treatment/side-effects/sexuality-fertility-women/hot-flashes-hp-pdq. Accessed October 27, 2016.

Ultima revisión 8/22/2016

Versión en inglés revisada por: Laura J. Martin, MD, MPH, ABIM Board Certified in Internal Medicine and Hospice and Palliative Medicine, Atlanta, GA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

Temas de salud relacionados