Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/article/007200.htm

Fibrilación ventricular

Es un ritmo cardíaco muy anormal (arritmia) que es potencialmente mortal.

Causas

El corazón bombea sangre a los pulmones, el cerebro y otros órganos. Si los latidos cardíacos se interrumpen, incluso durante unos segundos, puede llevar a un desmayo (síncope) o paro cardíaco.

La fibrilación es una contracción o temblor incontrolable de fibras musculares (fibrillas). Cuando ocurre en las cámaras bajas del corazón, se denomina fibrilación ventricular o FV. Durante la FV, la sangre no se bombea desde el corazón. Esto puede resultar en muerte cardíaca súbita.

La causa más común de fibrilación ventricular es un ataque cardíaco. Sin embargo, esta fibrilación puede ocurrir en cualquier momento en que el miocardio no reciba suficiente oxígeno por cualquier razón. Las afecciones que pueden llevar a que se presente FV son, entre otras:

La mayoría de las personas que sufre de FV no tiene antecedentes de cardiopatía; sin embargo, a menudo tienen factores de riesgo para enfermedad cardiovascular, tales como el tabaquismo, la hipertensión arterial y la diabetes.

Síntomas

Una persona que presenta un episodio de FV puede súbitamente desmayarse o quedar inconsciente. Esto sucede debido a que el cerebro y los músculos no están recibiendo sangre desde el corazón.

Los siguientes síntomas pueden ocurrir en cuestión de minutos hasta una hora antes del desmayo:

  • Dolor torácico
  • Mareo
  • Náuseas
  • Latidos cardíacos rápidos o irregulares (palpitaciones)
  • Dificultad para respirar

Pruebas y exámenes

Un monitor cardíaco mostrará un ritmo cardíaco muy desorganizado ("caótico").

Se harán exámenes para buscar la causa de la fibrilación ventricular.

Tratamiento

La FV es una emergencia médica. Debe tratarse inmediatamente para salvar la vida de la persona.

Si una persona que presenta un episodio de fibrilación ventricular se desmaya o queda inconsciente en su casa, llame al número local de emergencias (como el 911 en los Estados Unidos).

  • Mientras se espera la ayuda, coloque la cabeza y el cuello de la persona en línea con el resto del cuerpo para ayudar a facilitar la respiración. Inicie la RCP realizando compresiones pectorales ("empuje fuerte y rápido"). Las compresiones deben realizarse a razón de 100 a 120 veces por minuto. Las compresiones se deben hacer a una profundidad de al menos 2 pulgadas (5 cm) pero no más de 2 ¼ pulgadas (6 cm).
  • Continúe haciendo esto hasta que la persona recupere su lucidez mental o la ayuda llegue.

La FV se trata aplicando un electrochoque rápido a través del pecho. Esto se hace con un dispositivo llamado desfibrilador externo. El electrochoque puede restablecer inmediatamente el latido cardíaco a un ritmo normal y debe hacerse lo más rápido posible. Muchos lugares públicos ahora tienen estos aparatos.

Se pueden administrar medicamentos para controlar el latido cardíaco y la actividad del corazón.

Un desfibrilador cardioversor implantable (DCI) es un dispositivo que se puede implantar en la pared torácica de ersonas que estén en riesgo de este serio trastorno del ritmo cardíaco. El DCI detecta el ritmo cardíaco peligroso y envía rápidamente una descarga para corregirlo. Es una buena idea que los miembros de la familia y amigos de personas que hayan tenido fibrilación ventricular y cardiopatía tomen un curso en reanimación cardiopulmonar (RCP). Estos cursos están disponibles a través de la Cruz Roja, los hospitales o la Asociación Estadounidense del Corazón (American Heart Association).

Expectativas (pronóstico)

La FV llevará a la muerte en cuestión de unos pocos minutos, a menos que se trate de manera rápida y eficaz. Aun así, la supervivencia a largo plazo para las personas que sufren un ataque de fibrilación ventricular fuera del hospital es baja.

Posibles complicaciones

Las personas que sobreviven a una FV pueden permanecer en coma o tener daño de largo plazo en el cerebro u otro órgano.

Nombres alternativos

FV; Fibrilación - ventricular; Arritmia - FV; Ritmo cardíaco anormal - FV; Paro cardíaco - FV; Desfibrilador - FV; Cardioversión - FV; Desfibrilar - FV

Referencias

Epstein AE, DiMarco JP, Ellenbogen KA, et al. 2012 ACCF/AHA/HRS focused update incorporated into the ACCF/AHA/HRS 2008 guidelines for device-based therapy of cardiac rhythm abnormalities: a report of the American College of Cardiology Foundation/American Heart Association Task Force on Practice Guidelines and the Heart Rhythm Society. J Am Coll Cardiol. 2013;61(3):e6-e75. PMID: 23265327 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/23265327.

Garan H. Ventricular arrhythmias. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman's Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 65.

Meaney PA, Bobrow BJ, Mancini ME, et al. Cardiopulmonary resuscitation quality: [corrected] improving cardiac resuscitation outcomes both inside and outside the hospital: a consensus statement from the American Heart Association. Circulation. 2013;128(4):417-435. PMID: 23801105 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/23801105.

Myerburg RJ. Approach to cardiac arrest and life-threatening arrhythmias. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman's Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 63.

Olgin JE, Zipes DP. Specific arrhythmias: diagnosis and treatment. In: Bonow RO, Mann DL, Zipes DP, Libby P, Braunwald E, eds. Braunwald's Heart Disease: A Textbook of Cardiovascular Medicine. 10th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2015:chap 37.

Perkins GD, Jacobs IG, Nadkarni VM, et al. Cardiac arrest and cardiopulmonary resuscitation outcome reports: update of the Utstein Resuscitation Registry Templates for Out-of-Hospital Cardiac Arrest: a statement for healthcare professionals from a task force of the International Liaison Committee on Resuscitation (American Heart Association, European Resuscitation Council, Australian and New Zealand Council on Resuscitation, Heart and Stroke Foundation of Canada, InterAmerican Heart Foundation, Resuscitation Council of Southern Africa, Resuscitation Council of Asia); and the American Heart Association Emergency Cardiovascular Care Committee and the Council on Cardiopulmonary, Critical Care, Perioperative and Resuscitation. Circulation. 2015;132(13):1286-1300. PMID: 25391522 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/25391522.

Ultima revisión 5/5/2016

Versión en inglés revisada por: Michael A. Chen, MD, PhD, Associate Professor of Medicine, Division of Cardiology, Harborview Medical Center, University of Washington Medical School, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

Temas de salud relacionados