Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/article/000389.htm

Síndrome de Cushing exógeno

Es una forma del síndrome de Cushing que se presenta en personas que toman hormonas glucocorticoides (también llamadas corticosteroides).

Causas

El síndrome de Cushing es un trastorno se presenta cuando el cuerpo tiene un nivel de hormona cortisol más alto de lo normal. Esta hormona normalmente se produce en las glándulas suprarrenales.

Exógeno quiere decir causado por algo por fuera del cuerpo. El síndrome de Cushing exógeno ocurre cuando una persona toma medicamentos glucocorticoides artificiales (sintéticos) para tratar una enfermedad.

Los glucocorticoides se administran para muchas enfermedades, como enfermedades pulmonares, afecciones cutáneas, enfermedad del intestino irritable, cáncer, tumores cerebrales y enfermedad degenerativa de las articulaciones. Estos medicamentos vienen en muchas formas, que incluyen píldora, vía intravenosa (IV), inyección dentro de una articulación, enema, cremas para la piel, inhaladores y gotas para los ojos.

Síntomas

La mayoría de las personas con síndrome de Cushing tienen:

  • Cara redonda, roja y llena (cara de luna llena)
  • Tasa de crecimiento lenta (en los niños)
  • Aumento de peso con acumulación de grasa en el tronco, pero pérdida de grasa en brazos, piernas y glúteos (obesidad central)

Los cambios en la piel que se ven con frecuencia incluyen:

  • Infecciones de la piel
  • Marcas de estiramiento purpúreas (1/2 pulgada o 1 centímetro o más de ancho) llamadas estrías en la piel del abdomen, los muslos, la parte superior de los brazos y las mamas
  • Piel delgada con propensión a la formación de hematomas

Los cambios en los músculos y los huesos incluyen:

  • Dolor de espalda, que se presenta con las actividades rutinarias
  • Dolor o sensibilidad en los huesos
  • Acumulación de grasa entre los hombros y por encima de la clavícula
  • Fracturas en las costillas y la columna vertebral debido al adelgazamiento de los huesos
  • Músculos débiles, especialmente de las caderas y los hombros

Los problemas del cuerpo (sistémico) pueden incluir:

  • Diabetes tipo 2
  • Presión arterial alta
  • Colesterol y triglicéridos alto

Las mujeres pueden tener:

  • El ciclo menstrual se vuelve irregular o cesa

Los hombres pueden tener:

Otros síntomas que pueden ocurrir incluyen:

  • Cambios mentales, como depresión, ansiedad o cambios en el comportamiento
  • Fatiga
  • Dolor de cabeza
  • Aumento de la sed y la micción

Pruebas y exámenes

El proveedor de atención médica realizará un examen físico y preguntará acerca de sus síntomas y los medicamentos que esté tomando. Coméntele a su proveedor de atención sobre todos los medicamentos que usted ha estado tomando durante los últimos meses. Coméntele también sobre inyecciones que haya recibido en un consultorio del proveedor.

Si usted utiliza cortisona, prednisona u otros corticosteroides, los siguientes resultados de exámenes pueden sugerir la presencia del síndrome de Cushing exógeno:

Un método llamado cromatografía líquida de alto rendimiento (CLAR) puede mostrar niveles altos del presunto medicamento en la orina.

Tratamiento

El tratamiento consiste en disminuir en forma lenta y finalmente dejar de tomar cualquier corticosteroide. Sin embargo, no deje de tomar ningún medicamento sin consultarlo primero con su proveedor. Suspender de manera repentina los corticosteroides después de tomarlos por mucho tiempo puede ocasionar una afección potencialmente mortal llamada crisis suprarrenal.

Si no puede dejar de tomar el medicamento debido a una enfermedad (por ejemplo, si se requiere el medicamento glucocorticoide para tratar un asma grave), siga las instrucciones del proveedor sobre la forma de reducir la probabilidad de presentar complicaciones, que incluyen:

  • Tratar la glucemia alta con dieta, medicamentos orales o insulina.
  • Tratar el colesterol alto con dieta o medicamentos.
  • Tomar medicamentos para prevenir la pérdida ósea. Esto puede ayudar a reducir el riesgo de fracturas si padece osteoporosis. 
  • Tomar medicamentos para reducir la cantidad de medicamento glucocorticoide que necesita.

Expectativas (pronóstico)

La suspensión lenta del medicamento causante de la afección puede ayudar a contrarrestar los efectos del encogimiento (atrofia) de las glándulas suprarrenales. Esto puede tardar meses o hasta un año. Durante este tiempo, es posible que usted necesite volver a tomar o aumentar la dosis de sus esteroides en momentos de estrés o enfermedad.

Posibles complicaciones

Los problemas de salud que pueden presentarse a raíz del síndrome de Cushing exógeno incluyen cualquiera de los siguientes:

  • Sistema inmunitario deprimido, que puede llevar a infecciones frecuentes
  • Daño a los ojos, los riñones y los nervios debido a la glucemia alta sin tratamiento
  • Diabetes
  • Niveles de colesterol altos
  • Incremento del riesgo de ataques cardíacos por la diabetes y el colesterol alto sin tratamiento 
  • Incremento del riesgo de coágulos sanguíneos
  • Huesos débiles (osteoporosis) y aumento del riesgo de fracturas

Estas complicaciones generalmente se pueden prevenir con el tratamiento apropiado.

Cuándo contactar a un profesional médico

Solicite una cita con su proveedor si está tomando un corticosteroide y presenta síntomas del síndrome de Cushing.

Prevención

Si usted toma un corticosteroide, conozca los signos y síntomas del síndrome de Cushing. Recibir un tratamiento oportuno puede ayudar a prevenir cualquier efecto secundario de este síndrome. Si usted utiliza esteroides inhalados, puede disminuir su exposición a ellos usando una cámara inhalatoria y enjuagándose la boca después de inhalarlos.

Nombres alternativos

Síndrome de Cushing - inducido por corticosteroides; Síndrome de Cushing inducido por corticosteroides; Síndrome de Cushing yatrógeno

Referencias

Nieman LK, Biller BM, Findling JW, et al. Treatment of Cushing's syndrome: an Endocrine Society clinical practice guideline. J Clin Endocrinol Metab. 2015;100(8):2807-2831. PMID: 26222757 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/26222757.

Stewart PM, Newell-Price JDC. The adrenal cortex. In: Melmed S, Polonsky KS, Larsen PR, Kronenberg HM, eds. Williams Textbook of Endocrinology. 13th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 15.

Ultima revisión 5/7/2017

Versión en inglés revisada por: Brent Wisse, MD, Associate Professor of Medicine, Division of Metabolism, Endocrinology & Nutrition, University of Washington School of Medicine, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.