Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/article/001601.htm

Metatarso aducto

Es una deformidad del pie. Los huesos de la mitad frontal de este se doblan o giran hacia el cuerpo.

Causas

Se cree que el metatarso aducto es causado por la posición del bebé dentro del útero. Los riesgos pueden incluir:

  • Las nalgas del bebé apuntaban hacia abajo en el útero (presentación de nalgas).
  • La madre tuvo una afección denominada oligohidramnios, por la cual no produjo suficiente líquido amniótico.

También puede haber antecedentes familiares de la afección.

El metatarso aducto es un problema bastante común. Es una de las razones por las cuales las personas presentan "pies en rotación interna".

Los recién nacidos con metatarso aducto también pueden tener un problema llamado displasia del desarrollo de la cadera (DDH, por sus siglas en inglés). Esto permite que el fémur se salga del acetábulo.

Síntomas

La parte frontal del pie está doblada o en ángulo hacia la mitad. La parte posterior del pie y el tobillo son normales. Aproximadamente la mitad de los niños con metatarso aducto tiene el problema en ambos pies.

(El pie zambo es un problema distinto. En ese caso el pie apunta hacia abajo y el tobillo también está volteado hacia adentro.)

Pruebas y exámenes

El metatarso aducto se puede diagnosticar con un examen físico.

También se debe hacer un examen cuidadoso de la cadera para descartar otras causas del problema.

Tratamiento

El tratamiento depende de qué tan rígido esté el pie cuando el médico trata de estirarlo.

Es posible que no se necesite ningún tratamiento si el pie está muy flexible y es fácil de estirar o mover en otra dirección. El niño será revisado regularmente.

En la mayoría de los niños, el problema se corrige solo a medida que usan los pies normalmente. No se necesita ningún tratamiento adicional.

Si el problema no mejora o el pie del niño no está lo suficientemente flexible, se probarán otros tratamientos.

  • Se pueden necesitar ejercicios de estiramiento. Estos se realizan si el pie se puede mover fácilmente hasta una posición normal. A la familia se le enseñará cómo hacer estos ejercicios en casa.
  • El niño posiblemente necesite usar una férula o zapatos especiales, llamados calzado antivaro, durante la mayor parte del día. Estos zapatos mantienen el pie en la posición correcta.

En casos aislados, el niño necesitará usar un yeso en el pie y la pierna. Los yesos funcionan mejor si se ponen antes de que el niño tenga 8 meses de edad. Probablemente se cambiarán cada 1 a 2 semanas.

Se puede necesitar cirugía, pero esto es poco común. La mayoría de las veces, el médico demorará la cirugía hasta que el niño tenga entre 4 y 6 años de edad.

Un cirujano ortopédico pediátrico debe participar del tratamiento en el caso de deformidades más serias.

Expectativas (pronóstico)

El desenlace clínico casi siempre es excelente. Prácticamente todos los niños tendrán un pie funcional.

Posibles complicaciones

Una pequeña cantidad de bebés con metatarso aducto pueden presentar dislocación de la cadera en su desarrollo.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si tiene preocupación por la apariencia o flexibilidad de los pies de su bebé.

Nombres alternativos

Antepié varo; Metatarso varo; Metatarso aducido

Referencias

Hosalkar HS, Spiegel DA, Davidson RS. The foot and toes. In: Kliegman RM, Behrman RE, Jenson HB, Stanton BF, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 19th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2011:chap 666.

Actualizado 9/8/2014

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

Temas de salud relacionados