Dirección de esta página: //medlineplus.gov/spanish/ency/article/001588.htm

Fractura de clavícula en el recién nacido

Es una clavícula rota en un bebé que acaba de nacer.

Causas

Una fractura de la clavícula en un recién nacido puede ocurrir durante un parto vaginal difícil. 

Síntomas

El bebé no moverá el brazo lesionado que le causa dolor. En lugar de esto, lo mantendrá inmóvil contra el costado de su cuerpo. El hecho de levantar al bebé por las axilas le causa dolor. Algunas veces se puede sentir la fractura con los dedos, pero en la mayoría de los casos el problema no puede observarse ni sentirse.

Al cabo de unas pocas semanas, se puede desarrollar una protuberancia dura donde el hueso está cicatrizando. Esta protuberancia puede ser el único signo de que el niño tuvo una clavícula fracturada.

Pruebas y exámenes

Una radiografía del tórax mostrará si hay o no un hueso fracturado.

Tratamiento

Generalmente, no hay ningún tratamiento distinto a levantar el niño suavemente para evitar la molestia. En ocasiones, se puede inmovilizar el brazo del lado afectado, casi siempre simplemente pegando con ganchos la manga a la ropa.

Expectativas (pronóstico)

La recuperación completa se obtiene sin necesidad de tratamiento.

Posibles complicaciones

En la mayoría de los casos, no se presentan complicaciones. Debido a que los bebés sanan bien, puede ser imposible notar (incluso con una radiografía) si ocurrió alguna fractura.

Cuándo contactar a un profesional médico

Solicite una cita con el médico si su bebé actúa como si estuviera incómodo cuando usted lo alza.

Nombres alternativos

Clavícula fracturada - recién nacido; Clavícula rota - recién nacido

Referencias

Basamania CJ, Rockwood CA. Fractures of the clavicle. In: Rockwood CA, Matsen FA, Wirth MA, Lippitt SB, Fehringer EV, Sperling JW, eds. Rockwood and Matsen's The Shoulder. 5th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 8.

Carlo WA. Delivery room emergencies. In: Kliegman RM, Stanton BF, St. Geme JW, Schor NF, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 20th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 100.

Ultima revisión 9/5/2017

Versión en inglés revisada por: Neil K. Kaneshiro, MD, MHA, Clinical Professor of Pediatrics, University of Washington School of Medicine, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.