Dirección de esta página: https://medlineplus.gov/spanish/druginfo/meds/a603034-es.html

Testosterona bucal

¿Para cuáles condiciones o enfermedades se prescribe este medicamento?

Los sistemas de testosterona bucal se usan para tratar los síntomas de baja testosterona en los hombres adultos que tienen hipogonadismo (una condición en la que el cuerpo no produce suficiente testosterona natural). La testosterona se utiliza solo para los hombres con bajos niveles de testosterona ocasionados por ciertas condiciones médicas, incluyendo trastornos de los testículos, de la glándula pituitaria, (una pequeña glándula del cerebro) o del hipotálamo (una parte del cerebro) que ocasionan el hipogonadismo. Su médico ordenará algunas pruebas de laboratorio para chequear sus niveles de testosterona para saber si están bajos antes de empezar a usar la testosterona bucal. La testosterona no se debe usar para tratar los síntomas de baja testosterona en los hombres que tienen bajos niveles de testosterona debido al envejecimiento ('hipogonadismo relacionado con la edad'). La testosterona pertenece a una clase de medicamentos llamados hormonas androgénicas. La testosterona es una hormona producida por el cuerpo que contribuye al crecimiento, desarrollo y funcionamiento de los órganos sexuales masculinos y las características masculinas típicas. Los sistemas bucales de testosterona trabajan reemplazando la testosterona que el cuerpo produce normalmente.

¿Cómo se debe usar este medicamento?

La presentación de la testosterona bucal es como un sistema (parche en forma de tableta) para aplicarla en la encía superior. Por lo general se aplica dos veces al día aproximadamente cada 12 horas. Para ayudarlo a recordarse de aplicar los sistemas bucales de testosterona, hágalo aproximadamente a la misma hora todos los días. Podría ser conveniente aplicar los sistemas después de comer el desayuno y cepillarse los dientes, y después de la cena. Siga atentamente las instrucciones que se encuentran en la etiqueta de su receta médica y pida a su médico o farmacéutico que le explique cualquier parte que no comprenda. Aplique los sistemas de testosterona bucal exactamente como se le indique. No aplique más ni menos sistemas, ni aplique los sistemas con más frecuencia de lo que le recetó el médico.

Debe aplicar los sistemas bucales de testosterona en las áreas de la encía superior que están sobre los incisivos derecho e izquierdo (los dientes justo a la derecha e izquierda de los dos dientes frontales). Alterne los lados en cada dosis de manera que nunca aplique un sistema en el mismo lado dos dosis seguidas.

Los sistemas bucales de testosterona solo funcionan cuando se aplican en la encía superior. Aunque los sistemas parecen tabletas, no debe masticarlos ni tragarlos.

Los sistemas bucales de testosterona se suavizarán y tomarán la forma de su encía y gradualmente liberarán el medicamento. Sin embargo, estos no se disolverán completamente en su boca y tienen que retirarse después de 12 horas.

Puede cepillarse los dientes, usar enjuague bucal; usar productos de tabaco, mascar goma de mascar, comer y beber bebidas alcohólicas o no alcohólicas mientras usa un sistema bucal de testosterona. Sin embargo, estas actividades pueden ocasionar que el sistema se desprenda de la encía. Después de terminar la actividad, revise para asegurarse de que el sistema aún está en su lugar.

Si su sistema bucal de testosterona no se pega o se cae dentro de 8 horas después de aplicarlo, reemplácelo con un nuevo sistema de inmediato y aplique la próxima dosis a la hora programada regularmente. Si su sistema se cae más de 8 horas después de aplicarlo, aplique un nuevo sistema de inmediato y no aplique un sistema a la hora programada regularmente. El sistema de reemplazo tomará el lugar de la próxima dosis.

Su médico podría ajustar la dosis de testosterona dependiendo de la cantidad de testosterona en la sangre durante el tratamiento.

Los sistemas bucales de testosterona pueden controlar su condición, pero no la curarán. Continúe usando la testosterona incluso si se siente bien. No deje de usar la testosterona sin consultar a su médico. Si deja de usar la testosterona, los síntomas podrían regresar.

Para aplicar los sistemas bucales de testosterona, siga estos pasos:

  1. Saque un sistema a través de la parte trasera del blíster. Observe que un lado del sistema es plano y está marcado con el logotipo de la compañía y el otro lado es curvo.
  2. Coloque el sistema en la punta de su dedo con el lado plano contra su dedo.
  3. Presione suavemente el lado curvo del sistema contra el área apropiada en la encía superior. Empuje el sistema tan arriba en la encía como sea posible.
  4. Coloque los dedos en la parte exterior del labio superior sobre al área en donde aplicó el sistema bucal de testosterona. Presione el área por 30 segundos para ayudar a que el sistema se adhiera a la encía.
  5. El sistema bucal de testosterona debe estar pegado ahora a la encía. Si está pegado a la mejilla, puede dejarlo en su lugar. El sistema aún liberará el medicamento adecuadamente cuando esté pegado a la mejilla.

Para retirar los sistemas bucales de testosterona, siga estos pasos:

  1. Deslice suavemente el sistema hacia la parte delantera o trasera de sla boca para aflojarlo.
  2. Deslice el sistema hacia abajo desde la encía a un diente. Tenga cuidado de no arañar la encía.
  3. Retire el sistema de la boca y deséchelo de manera segura para que quede fuera del alcance de los niños y mascotas. Los niños y las mascotas pueden sufrir daños si mastican o juegan con los sistemas usados.
  4. Aplique un nuevo sistema siguiendo las indicaciones anteriores.

¿Qué otro uso se le da a este medicamento?

Este medicamento se puede recetar para otros usos; para obtener más información pregunte a su médico o farmacéutico.

¿Cuáles son las precauciones especiales que debo seguir?

Antes de usar los sistemas bucales de testosterona,

  • informe a su médico y farmacéutico si es alérgico a la testosterona, a cualquier otro medicamento o a alguno de los ingredientes que contiene el sistema bucal de testosterona. Pídale a su farmacéutico una lista de los ingredientes.
  • Informe a su médico y farmacéutico qué medicamentos con y sin receta, vitaminas, suplementos nutricionales y productos de hierbas está tomando. Asegúrese de mencionar cualesquiera de los siguientes: anticoagulantes ('diluyentes de la sangre') como warfarina (Coumadin, Jantoven), insulina (Apridra, Humalog, Humulin, otros), esteroides orales como dexametasona, metilprednisolona (Medrol) y prednisona (Rayos). Es posible que su médico deba cambiar las dosis de los medicamentos o supervisarle atentamente para saber si sufre efectos secundarios.
  • Informe a su médico si tiene cáncer del seno o si tiene o podría haber tenido cáncer de próstata. Su médico probablemente le indicará que no debe usar el sistema bucal de testosterona.
  • Informe a su médico si tiene o ha tenido alguna vez hiperplasia benigna de la próstata (benign prostate hyperplasia, BPH; una próstata agrandada), apnea del sueño (un trastorno del sueño que ocasiona que la respiración se detenga por períodos cortos durante el sueño), altos niveles de calcio en la sangre, diabetes, o enfermedad cardíaca, riñones, del hígado o de los pulmones.
  • Debe saber que los sistemas bucales de testosterona son solo para uso en hombres adultos. Los niños, adolescentes y las mujeres no deben usar este medicamento. La testosterona podría detener el crecimiento de los huesos y ocasionar la pubertad precoz (pubertad temprana) en los niños y adolescentes. La testosterona puede ocasionar una intensificación de la voz, crecimiento de vello en lugares inusuales, agrandamiento genital, disminución en el tamaño de los senos, pérdida del cabello en patrón masculino y ciclos menstruales inusuales en las mujeres. Si una mujer embarazada, que podría quedar embarazada o que esté amamantando usa la testosterona, podría dañar al bebé.
  • Debe revisarse las encías regularmente mientras esté usando este medicamento. Si observa cualquier cambio en las encías, llame a su médico.
  • Debe saber que ha habido informes de efectos secundarios graves en las personas que usan la testosterona en dosis más altas, junto con otros productos sexuales masculinos o en formas diferentes a las que indicó un médico. Estos efectos secundarios pueden incluir un ataque cardiaco, insuficiencia cardiaca u otros problemas cardiacos, apoplejía o mini apoplejía, enfermedad del hígado, convulsiones, o cambios en la salud mental como depresión, manía (ánimo frenético, anormalmente emocionado), conducta agresiva u hostil, alucinaciones (ver cosas o escuchar voces que no existen), o delirios (tener pensamientos extraños o creencias que no tienen una base en la realidad). Las personas que usan dosis más altas de testosterona que las que recomendó el médico también podrían experimentar síntomas de abstinencia, tales como depresión, cansancio extremo, ansias, irritabilidad, agitación, pérdida de apetito, incapacidad para conciliar el sueño o permanecer dormido o un deseo sexual disminuido si repentinamente dejan de usar la testosterona bucal. Asegúrese de usar el sistema bucal de testosterona exactamente como lo indique su médico.

¿Qué dieta especial debo seguir mientras tomo este medicamento?

A menos que su médico le indique lo contrario, continúe con su dieta normal.

¿Qué tengo que hacer si me olvido de tomar una dosis?

Retire el sistema bucal de testosterona usado y aplique uno nuevo tan pronto como lo recuerde. Si lo recuerda en el transcurso de 8 horas después de la hora usual de aplicación, mantenga el nuevo sistema en su lugar hasta la siguiente hora de aplicación programada. Si lo recuerda más de 8 horas después de la hora usual de aplicación, no retire el nuevo sistema a la próxima hora de aplicación programada.

¿Cuáles son los efectos secundarios que podría provocar este medicamento?

Los sistemas bucales de testosterona pueden ocasionar efectos secundarios. Informe a su médico si cualquiera de estos síntomas es intenso o no desaparece:

  • irritación, enrojecimiento, dolor, sensibilidad, endurecimiento o ampollas en las encías;
  • escozor o inflamación de los labios;
  • sabor desagradable o amargo en la boca;
  • dificultad para saborear los alimentos;
  • dolor de cabeza,
  • acné,
  • dolor o agrandamiento de los senos.

Algunos efectos secundarios pueden ser graves. Los siguientes síntomas no son comunes, pero si experimenta alguno de estos, llame a su médico de inmediato:

  • dolor, inflamación, calor o enrojecimiento en la parte inferior de las piernas,
  • dificultad para respirar,
  • dolor de pecho,
  • dificultad para respirar, especialmente por la noche,
  • inflamación de las manos, pies y tobillos,
  • aumento de peso repentino sin explicación,
  • dificultad para hablar o hablar lento,
  • mareos o desmayos,
  • debilidad u hormigueo de un brazo o una pierna,
  • erecciones del pene que ocurren con demasiada frecuencia o que no desaparecen,
  • dificultad para orinar, flujo de orina débil, micción frecuente, necesidad repentina de orinar de inmediato,
  • vómitos,
  • náusea,
  • cansancio extremo,
  • ictericia en la piel u ojos,
  • orina oscura.

Los sistemas bucales de testosterona podrían ocasionar una disminución en la cantidad de esperma (células reproductivas masculinas) producido, especialmente si se usa en dosis altas. Hable con su médico sobre los riesgos de usar este medicamento si es hombre y quiere tener hijos.

La testosterona puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de próstata. Hable con su médico sobre los riesgos de usar este medicamento.

Los sistemas bucales de testosterona pueden ocasionar otros efectos secundarios. Llame a su médico si tiene algún problema inusual mientras usa este medicamento.

Si desarrolla un efecto secundario grave, usted o su doctor puede enviar un informe al programa de divulgación de efectos adversos 'MedWatch' de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por su sigla en inglés) en la página de Internet (http://www.fda.gov/Safety/MedWatch) o por teléfono al 1-800-332-1088.

¿Cómo debo almacenar o desechar este medicamento?

Mantenga este medicamento en su envase original, cerrado herméticamente y fuera del alcance de los niños. Almacénelo a temperatura ambiente y lejos del exceso de calor y de la humedad (no en el baño).

Conserve los sistemas bucales de testosterona en un lugar seguro de manera que nadie más pueda tomarlo accidentalmente o a propósito. Cuente siempre cuántos sistemas quedan para saber si le falta alguno.

Los medicamentos que ya no son necesarios se deben desechar de una manera apropiada para asegurarse de que las mascotas, los niños y otras personas no puedan consumirlos. Sin embargo, no debe desechar estos medicamentos por el inodoro. En su lugar, la mejor manera de deshacerse de sus medicamentos es a través de un programa de devolución de medicamentos. Hable con su farmacéutico o póngase en contacto con su departamento de basura/reciclaje local para conocer acerca de los programas de devolución de medicamentos de su comunidad. Consulte el sitio web de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA), (http://goo.gl/c4Rm4p) para obtener más información de cómo desechar de forma segura los medicamentos, si no tiene acceso al programa de devolución de medicamentos.

Es importante que mantenga todos los medicamentos fuera de la vista y el alcance de los niños, debido a que muchos envases (tales como los pastilleros de uso semanal, y aquellos que contienen gotas oftálmicas, cremas, parches e inhaladores) no son a prueba de niños pequeños, quienes pueden abrirlos fácilmente. Con el fin de protegerlos de una intoxicación, siempre use tapaderas de seguridad e inmediatamente coloque los medicamentos en un lugar seguro, uno que se encuentre arriba y lejos de su vista y alcance. http://www.upandaway.org/es/

¿Qué debo hacer en caso de una sobredosis?

En caso de una sobredosis, llame a la oficina local de control de envenenamiento al 1-800-222-1222. Si la víctima está inconsciente, o no respira, llame inmediatamente al 911.

¿Qué otra información de importancia debería saber?

Asista a todas las citas con su médico y a las del laboratorio. El médico podría ordenar algunas pruebas de laboratorio antes y durante el tratamiento para comprobar la respuesta del cuerpo a los sistemas bucales de testosterona.

Antes de realizarse alguna prueba de laboratorio, informe al médico y al personal del laboratorio que está usando los sistemas bucales de testosterona. Este medicamento podría afectar los resultados de ciertas pruebas de laboratorio.

No deje que nadie más use su medicamento. Los sistemas bucales de testosterona son una sustancia controlada. Las recetas médicas se pueden volver a surtir solo cierto número de veces; pregunte a su farmacéutico si tiene alguna duda.

Es importante que Ud. mantenga una lista escrita de todas las medicinas que Ud. está tomando, incluyendo las que recibió con receta médica y las que Ud. compró sin receta, incluyendo vitaminas y suplementos de dieta. Ud. debe tener la lista cada vez que visita su médico o cuando es admitido a un hospital. También es una información importante en casos de emergencia.

Marcas comerciales

  • Striant®
Documento actualizado - 24/05/2017