Usted esta aquí: https://medlineplus.gov/spanish/news/fullstory_168180.html

Unas nuevas pistas sobre el motivo de que los bostezos sean contagiosos

Unos reflejos cerebrales primitivos podrían tener algo que ver
(*estas noticias no estarán disponibles después del 30/11/2017)
Randy Dotinga
Traducido del inglés: viernes, 1 de septiembre, 2017
Imagen de noticias HealthDay

JUEVES, 31 de agosto de 2017 (HealthDay News) -- El hecho de que los bostezos sean "contagiosos" podría originarse en unos reflejos cerebrales primitivos, informan unos investigadores británicos.

Ecofenómeno es el término para los movimientos contagiosos, como los bostezos. Los humanos tienden a bostezar cuando ven que otros bostezan, al igual que los chimpancés y los perros.

Los investigadores de la Universidad de Nottingham se preguntaban dónde se ubicaba el origen de este tipo de ecofenómeno. Examinaron a 36 adultos mientras veían videos de gente que bostezaba. Se pidió a los participantes que intentaran no bostezar o que dejaran que ocurriera.

Los investigadores encontraron que intentar no bostezar cuando se ve a alguien que bosteza es difícil, y que el impulso de bostezar se fortalece cuando a alguien se le pide que no bostece. También encontraron que la vulnerabilidad a los bostezos difiere en las personas.

"Sugerimos que estos hallazgos podrían ser particularmente importantes para comprender más la asociación entre la excitabilidad motora y la incidencia de ecofenómenos en un amplio rango de afecciones clínicas... como la epilepsia, la demencia, el autismo y el síndrome de Tourette", comentó el líder del estudio, Stephen Jackson, profesor de neurociencias cognitivas en la Universidad de Nottingham.

Los investigadores también intentaron manipular el nivel de contagio de los bostezos mediante un tipo de estimulación eléctrica.

"Esta investigación mostró que el 'impulso' aumenta cuando uno intenta detenerlo. Usando la estimulación eléctrica, pudimos aumentar la excitabilidad, y al hacerlo aumentar la propensión a los bostezos contagiosos", dijo Georgina Jackson, profesora de neuropsicología cognitiva.

"En el Tourette, si pudiéramos reducir la excitabilidad se podrían reducir los tics, y estamos trabajando en eso", comentó en un comunicado de prensa de la Universidad de Nottingham.

El trabajo con la estimulación eléctrica sugiere que la corteza motora primaria del cerebro tiene un rol en los bostezos contagiosos, señalaron los investigadores.

Los hallazgos aparecen en la edición del 31 de agosto de la revista Current Biology.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

FUENTE: University of Nottingham, press release, Aug. 31, 2017

HealthDay
Las noticias son escritas y proporcionadas por HealthDay y no reflejan los puntos de vista de la política federal, las opiniones de MedlinePlus, la Biblioteca Nacional de Medicina, los Institutos Nacionales de la Salud, el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos.
Últimas noticias de salud