Dirección de esta página: https://medlineplus.gov/spanish/news/fullstory_163527.html

Los opiáceos y el alcohol son un coctel peligroso

Beber mientras se toman los analgésicos puede afectar a la respiración, sobre todo en los adultos mayores, encuentra un estudio
(*estas noticias no estarán disponibles después del 05/10/2017)
Robert Preidt
Traducido del inglés: jueves, 9 de febrero, 2017
Imagen de noticias HealthDay

MIÉRCOLES, 8 de febrero de 2017 (HealthDay News) -- Beber alcohol mientras se toman los potentes analgésicos opiáceos puede provocar un problema respiratorio potencialmente letal, sobre todo en los adultos mayores, advierte un nuevo estudio.

"Lamentablemente, estamos viendo más fallecimientos y personas en salas de emergencias tras haber usado mal o abusado de los opiáceos recetados legalmente, como la oxicodona, cuando han consumido alcohol", señaló el autor del estudio, el Dr. Albert Dahan.

"La depresión respiratoria [en que la respiración se hace muy superficial o se para temporalmente] es una complicación potencialmente letal del uso de los opiáceos. Encontramos que el alcohol exacerbaba los efectos respiratorios, que ya eran nocivos, de los opiáceos", dijo Dahan.

Dahan es director de la Unidad de Investigación sobre la Anestesia y el Dolor del Centro Médico de la Universidad de Leiden, en los Países Bajos.

En el estudio, los investigadores evaluaron cómo mezclar el analgésico opiáceo oxicodona y el alcohol afectaba a 12 voluntarios más jóvenes, de 21 a 28 años, y a 12 voluntarios mayores, de 66 a 77 años. Ninguno de los participantes había tomado opiáceos antes.

La oxicodona, un ingrediente de los medicamentos de marca OxyContin y Percocet, se receta comúnmente para tratar el dolor crónico.

Según el Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas de EE. UU., más de 2 millones de estadounidenses abusan de los opiáceos. Cada día, 78 personas mueren de sobredosis de opiáceos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Por otro lado, los informes han mostrado que esas muertes con frecuencia tienen que ver con otras sustancias, como el alcohol, anotaron los investigadores.

Los autores del estudio reportaron que tomar solo una pastilla de oxicodona con una cantidad modesta de alcohol amentó el riesgo de depresión respiratoria.

Los voluntarios mayores fueron más propensos que los más jóvenes a tener episodios repetidos en que dejaron de respirar de forma temporal.

El estudio aparece en la edición en línea del 7 de febrero de la revista Anesthesiology.

"Esperamos aumentar la concienciación sobre los peligros de los opiáceos recetados, el peligro más grande de usar simultáneamente opiáceos y alcohol, y que las personas mayores tienen un aumento incluso mayor en el riesgo de este efecto secundario potencialmente letal", dijo Dahan en un comunicado de prensa de la revista.

"En última instancia, las personas deben saber que nunca es buena idea beber alcohol con opiáceos", concluyó.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

FUENTE: Anesthesiology, news release, Feb. 7, 2017

HealthDay
Las noticias son escritas y proporcionadas por HealthDay y no reflejan los puntos de vista de la política federal, las opiniones de MedlinePlus, la Biblioteca Nacional de Medicina, los Institutos Nacionales de la Salud, el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos.
Más noticias de salud en:
Abuso y adicción de opioides
Alcohol
Salud de las personas mayores
Últimas noticias de salud