Dirección de esta página: https://medlineplus.gov/spanish/news/fullstory_162657.html

La nicotina de los cigarrillos electrónicos puede provocar una adicción de por vida en los niños, según un grupo de médicos

El informe de la Academia Americana de Pediatría dice que cuanto antes 'vapeen' los niños, más probable es que se hagan adictos
(*estas noticias no estarán disponibles después del 03/20/2017)
Robert Preidt
Traducido del inglés: martes, 20 de diciembre, 2016
Imagen de noticias HealthDay

LUNES, 19 de diciembre de 2016 (HealthDay News) -- Mientras más pronto comienzan los niños a usar nicotina (incluso en la forma de cigarrillos electrónicos) más difícil les resulta abandonar un hábito que podría durar para toda la vida.

Eso dice un nuevo informe de la Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics, AAP), la principal organización que representa a los pediatras en Estados Unidos.

"Dada la dificultad que los adolescentes tienen para dejar de fumar y usar productos de tabaco, la necesidad de esfuerzos de prevención para impedir que comiencen es extremadamente importante", afirmó en un comunicado de prensa de la AAP la autora del informe, la Dra. Lorena Siqueira.

La declaración de la AAP llega después de un informe del 8 de diciembre de la oficina del Cirujano General de EE. UU., que anotó que el uso de los cigarrillos electrónicos aumentó en un 900 por ciento entre los estudiantes de secundaria de EE. UU. entre 2011 y 2015. En 2014, más estudiantes de secundaria usaban cigarrillos electrónicos que cigarrillos tradicionales, según el Cirujano General.

Algunas personas afirman que los cigarrillos electrónicos podrían ser un "puente" más saludable para dejar de fumar cigarrillos de tabaco. Pero la AAP plantea que esto nunca se ha probado, y la investigación sugiere que los dispositivos fomentan, en lugar de disuadir de, el uso de tabaco.

La adicción a la nicotina a una edad muy temprana podría aumentar las probabilidades de fumar hasta bien avanzada la adultez, advierte el grupo de pediatras.

Según investigaciones anteriores, alrededor de dos tercios de los niños que fumaban en sexto curso se convertirán en fumadores regulares en la adultez, frente a un 46 por ciento de los que comienzan a fumar en el undécimo curso.

Según el nuevo informe, un 90 por ciento de los adultos dependientes del tabaco comenzaron a fumar antes de los 18 años de edad.

Entre los adolescentes, incluso fumar de forma infrecuente aumenta en gran medida el riesgo de adicción. Un estudio encontró que los adolescentes que fumaban apenas una vez al mes tenían un riesgo diez veces más alto de adicción al tabaco.

Y dejar de fumar es igual de difícil, o más difícil, para los niños que para los adultos. La AAP anota que alrededor de un 4 por ciento de los niños que intentan abandonar la nicotina tendrán éxito, frente a un 5 por ciento de los adultos que intentan abandonar el hábito. Los niños y los adolescentes también hacen más intentos de dejar el hábito antes de tener éxito, señaló el informe.

Los cerebros de los niños y los adolescentes, que se están desarrollando con rapidez, son particularmente susceptibles a la adicción a la nicotina, añadió la AAP.

El informe también dijo que la nicotina se vincula con muchas enfermedades, por ejemplo ciertos tipos de cáncer, enfermedad renal, enfermedad intestinal inflamatoria, osteoporosis y obesidad. La droga también daña la función sexual y la fertilidad en ambos sexos, y afecta al desarrollo de los bebés cuyas madres fuman, dijo la AAP.

Dos expertos antitabaquismo dijeron que el nuevo informe es tanto oportuno como verdadero.

"Algunos adolescentes podrían estar usando cigarrillos electrónicos en un esfuerzo por dejar de usar tabaco, sin éxito", apuntó Pat Folan, directora del Centro de Control del Tabaco de Northwell Health en Great Neck, Nueva York. "Usar estos productos podría resultar en que los adolescentes no logren abandonar el hábito y sigan fumando, saboteando así sus buenas intenciones".

Cree que ciertas iniciativas, como aumentar la edad legal para fumar/vapear a 21 años en todo el país, podrían ayudar a reducir la tasa de experimentación con productos que contienen nicotina entre los niños.

Jerome Kogan es un psicólogo que dirige el programa de cesación del tabaquismo en el Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York. Comentó que el informe de la AAP "ofrece un excelente resumen de la ciencia actual relevante a este importante tema. La nicotina, no solo el tabaco, es adictiva y nociva para el cerebro en desarrollo".

El informe aparece en la edición en línea del 19 de diciembre de la revista Pediatrics.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

FUENTES: Patricia Folan, R.N., director, Center for Tobacco Control, Northwell Health, Great Neck, N.Y.; Jerome Kogan, Psy.D, chief, psychological services, Lenox Hill Hospital, New York City; American Academy of Pediatrics, news release, Dec. 19, 2016

HealthDay
Las noticias son escritas y proporcionadas por HealthDay y no reflejan los puntos de vista de la política federal, las opiniones de MedlinePlus, la Biblioteca Nacional de Medicina, los Institutos Nacionales de la Salud, el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos.
Más noticias de salud en:
Cigarrillo electrónico
Fumar y los jóvenes
Últimas noticias de salud

Temas de salud relacionados